Desde 1998 los principios y derechos fundamentales en el trabajo fueron:

1) La libertad de asociación y el reconocimiento efectivo del derecho a la negociación colectiva

2) La eliminación de todas las formas de trabajo forzoso u obligatorio

3) La abolición efectiva del trabajo infantil

4) La eliminación de la discriminación en materia de empleo y ocupación

Durante la 110a Reunión de la Conferencia Internacional del Trabajo, realizada del 27 de mayo al 11 de junio de 2022,  en la que representantes de los gobiernos, los trabajadores y los empleadores de los 187 Estados Miembros de la OIT, entre los que se encuentra Colombia desde 1919, debatieron los temas del mundo de la seguridad y la salud en el trabajo, el aprendizaje, y la economía social y solidaria; se logró la inclusión de las condiciones de trabajo seguras y saludables en el marco de la OIT relativo a los principios y derechos fundamentales en el trabajo, además determinó como convenios fundamentales de este nuevo principio, el convenio sobre seguridad y salud en el trabajo N° 155 de 1981 y el convenio sobre marco promocional  N° 187 de 2006

Lo cual es de gran relevancia si se tiene en cuenta que todos los Miembros de la OIT “ tienen un compromiso que se deriva de su mera pertenencia a la Organización de respetar, promover y hacer realidad, de buena fe y de conformidad con la Constitución de la OIT, los principios relativos a los derechos fundamentales que son objeto de esos convenios”, buscando así salvaguardar la salud física y mental de los trabajadores, garantizando el bienestar general y el derecho a la vida de los trabajadores en cualquier ocupación que requieran desempeñar.

Principios y Derechos Fundamentales en el Trabajo

El hecho de elevar la seguridad y salud en el trabajo, como derecho fundamental, implica que los empleadores están en la obligación de proteger integralmente a sus trabajadores, proporcionando elementos y espacios adecuados, que eviten a toda costa la aparición de accidentes de trabajo y enfermedades laborales, lo que se refleja directamente en beneficios a la productividad y optimización de procesos.

Según la “Declaración de la OIT Relativa a los Principios y Derechos Fundamentales en el Trabajo” la OIT ayudará a sus miembros a alcanzar estos objetivos de las siguientes formas: 

“Ofreciendo cooperación técnica y servicios de asesoramiento destinados a promover la ratificación y aplicación de los convenios fundamentales; asistiendo a los Miembros que todavía no están en condiciones de ratificar todos o algunos de esos convenios en sus esfuerzos por respetar, promover y hacer realidad estos principios.”

“Se pondrá en marcha un seguimiento promocional, que sea creíble y eficaz” que se concretará en un seguimiento anual que abarcará las cinco categorías de principios y derechos fundamentales enumerados en la Declaración.

Además, se elaborará desde la OIT un Informe global sobre los principios y derechos fundamentales en el trabajo, este busca entregar una imagen “global y dinámica de cada una de las cinco categorías de principios y derechos fundamentales en el trabajo observada en el período anterior”;  al tiempo que sirve de base para la  evaluación de la eficacia de la asistencia prestada por la Organización y establecer las prioridades para el siguiente período.

En el mediano plazo conoceremos el impacto de este importante cambio en los  principios y derechos fundamentales en el trabajo.

Fuentes:  Declaración de la OIT relativa a los principios y derechos fundamentales en el trabajo, OIT https://www.ilo.org/declaration/thedeclaration/textdeclaration/lang–es/index.htm 

close